Tras dos prórrogas Texas tumba a #10 Notre Dame

Los Longhorns se impusieron por 50-47 en un partido espectacular

1047
Los Longhorns sorprendieron a los Irish en su debut

Tras dos temporadas perdedoras y el pesimismo rondando todo el programa, Charlie Strong decidió entregar la dirección del ataque del equipo al quarterback freshman Shane Buechele. Ningún novato había tenido esta responsabilidad en Texas en más de 70 años.

Buechele se erigió en protagonista lanzando para 280 yardas y un par de touchdowns antes de que Tyrone Swoopes, el senior al que le ganó la plaza, entrará para lograr un touchdown en carrera de 6 yardas en la segunda prórroga para asegurar la victoria por 50-47.

A pesar de su disgusto por no ser titular, Swoopes desempeñó un papel muy importante en la ofensiva y logró tres touchdowns y grandes carreras que frustraron a la desacertada defensa de Notre Dame durante toda la noche.

Por parte de los Irish el quarterback DeShone Kizer llevó a su equipo a remontar un 31-17 en el tercer cuarto y terminó con 215 yardas de pase y 5 touchdowns.

Texas se puso por delante 37-35 con un TD de 18 yardas de D’Onte Foreman (24 carreras para 131 yardas y 1 TD). La defensa de ND bloqueó el extra point y Shaun Crawford tomó el cuero y lo retornó para dar dos puntos a los Irish que supusieron el 37-37 a sólo tres minutos y medio de la conclusión.

El marcador no se volvió a mover y todo quedó visto para sentencia en la prórroga.

En el primero de los tiempos extras ambos equipos intercambiaron touchdowns. Primero Swoopes anotó en carrera de tres yardas para los Longhorns y después C.J. Sanders en recepción de 25 yardas a pase de Kizer para los Irish.

En el periodo definitivo Notre Dame atacó primero y sólo consiguió un field goal. Cinco jugadas después Texas no perdonaba y, de nuevo por medio de Swoopes, sentenciaba el partido ante el delirio de los más de 100.000 aficionados que poblaron las gradas del estadio local.