RANKINGS 2016 (5-11, 4º AFC EAST)

Ataque Media NFL
Puntos Anotados 17,2 30º
Yardas Totales 329,3 26º
Yardas de Carrera 112,6 12º
Yardas de Pase 216,6 27º
Defensa Media NFL
Puntos encajados 25,6 28º
Yds tot. permitidas 342,4 11º
Yds car. permitidas 98,8 11º
Yds pas. permitidas 342,4 11º

TRANSACCIONES PRINCIPALES

SALIDAS:

Geno Smith, QB (NY Giants)
Ryan Fitzpatrick, QB (Tampa Bay)
Darrelle Revis, CB (F.A.)
Brandon Marshall, WR (NY Giants)
David Harris, LB (New England)
Nick Mangold, C (F.A.)
Eric Decker, WR (Tennessee)
Sheldon Richardson, DT (Seattle)
Nick Folk, K (Tampa Bay)

LLEGADAS:

Josh McCown, QB (Cleveland)
Morris Claiborne, CB (Dallas)
Kony Ealy, DE (New England)
Chandler Catanzaro, K (Arizona)
Bruce Carter, LB (Tampa Bay)
Shamarko Thomas, S (Pittsburgh)
Jermaine Kearse, WR (Seattle)


DRAFT CLASS 2017

1(6) Jamal Adams S LSU
2(7) Marcus Maye S Florida
3(15) ArDarius Stewart WR Alabama
4(35) Chad Hansen WR California
5(6) Jordan Leggett TE Clemson
5(38) Dylan Donahue DE West Georgia
6(4) Elijah McGuire RB Louisiana-Lafayette
6(13) Jeremy Clark CB Michigan
6(20) Derrick Jones CB Ole Miss

Después de estar a media tabla incluso más arriba en los últimos años, tras la desastrosa temporada pasada, los New York Jets han dado por finalizado el proyecto anterior. La temporada pasada comenzó con un equipo que confiaba mucho en su quarterback, Ryan Fitzpatrick, después de la buena temporada 2015 que cuajó. El igual que con su receptor estrella, Brandon Marshall y un buen puñado de jugadores veteranos que seguían siendo la base del equipo.

En 2016 vino el desastre, con un balance total de 5 victorias y 11 derrotas, 3 quarterbacks diferentes siendo titulares, un Fitzpatrick con 2710 yardas, 12 TDs y 17 intercepciones, cuajando partidos absolutamente esperpénticos (incluido uno con 5 intercepciones).

La cohesión del vestuario se fue al garete por completo, después del incidente de Geno Smith con Enemkpali (aunque eso fuese en 2015, es claro reflejo de lo que ha ido pasando desde entonces). Por lo tanto, el front office ha roto todo eso desmontando el equipo pieza a pieza para intentar retomar el control. Front office y coaching staff que apenas han cambiado, el cambio era imperativo para mantener sus sillas.

El primer problema es que el primero que no vuelve es Nick Mangold, el center titular durante años y gran referencia del equipo en todo ese tiempo. A priori era un movimiento que no se entendía, pero dado que ningún equipo se ha interesado en él, parece que su carrera se ha acabado a la temprana edad de 33 años. Otro de los ilustres del equipo que han marchado es el linebacker David Harris, que se ha marchado a los New England Patriots a intentar conseguir su anillo. Marshall ha cambiado de equipo, pero no de ciudad ni estadio, ya que ha cambiado por el otro equipo de la ciudad, los New York Giants, que se ha llevado consigo a la anterior esperanza de futuro de los Jets, Geno Smith. Fitzpatrick ha partido a los Tampa Bay Buccaneers para su vuelta a quarterback suplente y Eric Decker se ha marchado a los Tennessee Titans, después de pasarse la temporada 2016 lesionado. El tackle Breno Giacomini y el kicker Nick Folk han sido las últimas bajas, antes del último bombazo con la marcha de Sheldon Richardson bien entrada la preseason a los Seattle Seahawks.

El capítulo de incorporaciones es bastante más corto. Josh McCown ha venido a ser la “válvula de seguridad” en el puesto de quarterback si ninguno de los dos jóvenes coge los mandos del equipo como el staff quiere que lo haga. El cornerback Morris Claiborne ha vuelto a ver si puede darle vuelta al calcetín con lo realizado en los Dallas Cowboys, el defensive end Kony Ealy es una de las últimas incorporaciones rebotado tras el corte en el Training Camp de los Patriots. El kicker Chandler Catanzaro ha sido adquirido intentando mejorar la irregularidad del jugador al que sustituye, el linebacker Bruce Carter viene de Tampa Bay a intentar dar solidez al cuerpo de linebackers, Shamarko Thomas ha llegado procedente de los Steelers. El último en llegar ha sido Jermaine Kearse en el trade de Richardson.

A priori el titular se perfila Josh McCown, la incorporación que han tenido para cubrir el que los Qbs jóvenes que tienen los Jets, Bryce Petty y Christian Hackenberg, parecen no estar listos aún, o que no acaban de confiar en ellos y se los quedan porque no hay más. De una y otra manera, entre los 3 van a tener que sacar la temporada adelante.

Con el desolador panorama en el puesto de quarterback, los marrones se los van a volver a repartir entre el resto del ataque, del cual la punta de lanza va a volver a ser el dragón de dos cabezas compuesto por Matt Forte y Bilal Powell, dos muy buenos corredores de estilos opuestos, que se complementan a la perfección y que sumando a los dos dominan todo lo que se le puede pedir a un backfield. Forte con su capacidad de bloquear, recibir y su gran elusividad y Powell por su manera de correr entre tackles y su trucking. El problema es que Forte ya tiene los snaps muy limitados debido a su gran desgaste y Powell nunca ha sido featured back, además de que el juego de carrera debe ser la punta de lanza del equipo y puede ser demasiada presión para un solo jugador.  Elijah McGuire será el runningback suplente, pero que como vemos va a ser requerido por el equipo para sobrellevar la gran carga que va a ir a hombros del juego de carrera. El fullback será Julian Howsare, que será bastante utilizado debido al esquema ofensivo de los neoyorkinos.

MVP OFENSIVO. Bilal Powell: Con la tontería y por incomparecencia del resto, le ha tocado el papel éste año. A Matt Forte no le da el cuerpo para ello, el jefe de la línea de ataque está fuera, y el Qb es recién llegado. Más vale que agache la cabeza y esté dispuesto a pelear, porque van a ir a por él.

En cuanto a receptores, viene la renovación. La marcha de Marshall y la lesión de Enunwa después de la gran temporada realizada el año pasado son dos grandes agujeros que difícilmente se podrán tapar. Han cogido unos cuantos nuevos receptores para intentar ir desarrollándolos, como Robby Anderson, ArDarius Stewart, Jalin Marshall o Chris Harper, además de la llegada de Jermaine Kearse, que con la ayuda de Austin-Seferian Jenkins desde la posición de tight end por lo menos van a tener que dar una alternativa real al juego de carrera para que el equipo funcione mínimamente y no tengan que correr el 80% de las jugadas. Eric Tomlinson y Jordan Leggett son los suplentes en el puesto de tight end. El problema es que entre todos esos jugadores no hay un go-to-guy, y sin una referencia clara, McCown con sus propias limitaciones y esa situación, pintan bastos para el ataque aéreo.

En cuanto a la línea, veremos cómo se apañan en el año 1 después de Mangold. En principio vuelve el resto de la línea entera y el puesto del jefe de la línea recaerá en Wesley Johnson, que en principio ha aprendido la posición a la sombra, pero la importancia de la figura del center en éste deporte es vital para la coordinación de la línea, que repercute directamente en la eficacia del juego de carrera y la seguridad del quarterback, ambos aspectos vitales para el éxito del equipo. James Carpenter y Brian Winters serán los guardas y Ben Ijalana y Kelvin Beachum los tackles. A pesar de la marcha de Mangold, seguirá siendo la mejor unidad ofensiva otro año más. Si no funciona, el equipo puede hasta pasarlo mal para ganar siquiera 2 partidos. En principio es una línea equilibrada tanto para el juego de carrera como el de pase, pero veremos.

Ésta unidad en principio es la menos retocada y que siguen el mayor número de jugadores, sin cambios de sistema aparentes, aunque haya que hacer algunos retoques por alguna baja.

La línea de defensa sigue exactamente con las mismas piezas, con Steve McLendon en el centro de ella, con Muhammad Wilkerson y Leonard Williams flanqueándolo, ya que al final ha sido Sheldon Richardson el que ha cogido las maletas de los 3 ends estrella que tenían. Tienen una buena rotación para el refresco de los titulares, con Kony Ealy, el rookie Patrick Gamble, Lawrence Thomas… Sin duda una unidad dominante y que lo van a tener que seguir siendo para que la defensa funcione.

MVP DEFENSIVO: DeMario Davis: El jugador que ha quedado después de la renovación del equipo y más veterano de los linebackers, si no lo han echado es porque creen que tiene que ser el que vuelva a levantar la defensa, veremos si no le viene grande el papel.

Tirando para detrás, vemos que solo ha cambiado una cosa: ahora por fin va a ser Darron Lee el que ocupe la otra posición de inside linebacker, al lado de DeMario Davis, lo que debería de ser la pareja de insides de los Jets para al menos 5 años, con gente como Bruce Carter para dar rotación de ser necesario. En los exteriores estarán Lorenzo Mauldin y Jordan Jenkins, que como en todos los sistemas 3-4 van a ser los encargados de presionar al quarterback.

Pasando a la secundaria, vemos como aquí sí que está completamente cambiada la unidad, con solo uno de los jugadores titulares repitiendo éste año. Buster Skrine seguirá siendo uno de los corners titulares, con Morris Claiborne en el lado opuesto intentando borrar la mala imagen ofrecida los años anteriores en Dallas, y en lo profundo del campo estarán Marcus Maye y Jamal Adams, en los puestos de FS y SS respectivamente. Son dos novatos con buenas referencias, pero no dejan de ser novatos, demasiadas incógnitas como para dar nada por sentado. Para la rotación estarán Shamarko Thomas y Rontez Miles. Secundaria muy joven e inexperta, pero que si consiguen la progresión adecuada y si el front seven les ayuda, pueden tener el trabajo más fácil de lo esperado.

Como retornador tanto de punts como de kicks se perfila Frankie Hammond, con Romar Morris como suplente, que son dos jugadores jóvenes. El long snapper será Tanner Purdum otro año más, el kicker será el recién llegado Chandler Catanzaro y el punter Lac Edwards, también recién llegado.

En resumen, un equipo en reconstrucción total, intentando insuflar talento joven que en un futuro pueda rendir, pero que en el presente son un equipo de la zona baja, con un Qb veterano que viene de jornalero y poco más. Su récord será 4-12 siendo optimista y a seguir acumulando picks de draft de calidad para seguir construyendo el equipo del futuro.

– Front seven: Una unidad conjuntada y de gran calidad que apenas se ha movido y que ha funcionado muy bien. Éste año con un año más de experiencia y con las buenas adiciones que se han hecho, debe ser la unidad que dé la cara por el equipo.
– Juego de carrera: Aunque no tengan una gran cantidad de jugadores de calidad, y a pesar de la decadencia de Matt Forte, deberían ser la absoluta garantía del ataque.
– Juego de pase: Un Qb mediocre y una banda de receptores novatos no es la mejor carta de presentación para un aspecto del juego tan importante. Lo importante es que no se les presione, porque se pueden cargar algún prospecto interesante.
– Secundaria: Más que bajar es una incógnita, ya que con tal cambio de piezas en la unidad es difícil que rindan, sobre todo teniendo en cuenta que las coberturas en los sistemas 3-4 son más complicadas de interiorizar y de que funcionen de primeras. Veremos.

Comenta la actualidad de los NEW YORK JETS en su Post Oficial de nuestro foro.