Roger Navas: «el trabajo de base que se ha hecho ha sido muy bueno»

Hablamos con el seleccionador nacional de flag football Sub-15 subcapeón de Europa

2035
Los Sub-15 durante la concentración previa al Europeo (FEFA)

La selección española Sub-15 de flag football consiguió el pasado fin de semana un fantástico segundo puesto en el Campeonato de Europa de la categoría disputado en Belgrado (Serbia). Hemos tenido oportunidad de hablar con Roger Navas, head coach del equipo nacional, sobre este gran desempeño.

¿Qué balance haces del torneo?¿Esperabas un desarrollo similar?

El balance es muy positivo, evidentemente. Es la segunda vez que se llega a una final internacional en categoría sub-15 y creo que es para estar muy orgullosos. Claro que nos hubiera gustado ganar, pero creo que, aparte de Italia, hemos estado un escalón por encima del resto de selecciones y esto tiene un mérito enorme. Realmente antes del Europeo no sabíamos muy bien que esperar, ya que era difícil saber el nivel de los otros equipos. Hacía mucho tiempo que no se realizaba un torneo de ese tipo y era un verdadera incógnita al no tener ninguna referencia. Confiamos en nuestras posibilidades y al final el resultado ha sido fantástico.

¿Cuáles fueron las claves del buen resultado?

Creo que una de las claves más importantes ha sido la experiencia en Flag Football de varios años, tanto de nuestros jugadores como del Staff. La mayoría de nosotros veníamos de jugar y competir a un muy alto nivel en España y eso se ha reflejado tanto en la capacidad como en el carácter del equipo. Conseguimos formar un equipo equilibrado, en el que cada uno ha desempeñado un papel importante y a partir de ahí el talento de nuestros chicos ha hecho el resto. Lo que más feliz me hace es la compenetración que han conseguido los jugadores en tan poco tiempo a pesar de nunca haber jugado juntos.

¿Cuál fue la diferencia con Italia en este torneo?

Creo que ha habido dos aspectos diferenciales importantes. El primero es la superioridad física de los italianos cuyos jugadores eran sumamente rápidos y fuertes. Aunque en Flag el tamaño es quizá menos importante que en el Fútbol Americano lo cierto es que es un factor importante, sobre todo en estas categorías. El segundo es una mayor preparación de los italianos, puesto que nos comentaron que han estado un año entrenando una vez al mes por lo menos. Eso se notó mucho en el campo ya que estaban más compenetrados y sus entrenadores conocían más los puntos fuertes y débiles de cada jugador. A pesar de ello, creo que les jugamos de tú a tú y por ello estoy muy orgulloso

Creo que el Flag es una herramienta básica como categoría formativa del fútbol americano

Viviste esta experiencia como jugador, ¿que recuerdo tienes de aquella experiencia?

Como jugador tuve la oportunidad de jugar 3 Europeos, un sub-13 en Hospitalet de l’Infant, en el que nos proclamamos campeones, y dos más como sub-15 en Bolonia y Dusseldorf. La verdad es que los tres fueron una experiencia inolvidable y creo que me marcaron mucho tanto a nivel deportivo como personal. Por eso cuando me dieron la oportunidad de entrenar al Team Spain en este europeo sub-15 lo acepté con una ilusión enorme, ya que me vinieron todos los recuerdos de esos Europeos vividos y pensé que era una gran oportunidad para que otros jugadores pudieran vivir lo mismo que yo. Este tipo de competiciones siempre se convierten en un recuerdo muy especial y ahora tengo uno más, esta vez como entrenador.

¿Qué valor crees tiene el flag como herramienta formativa en el fútbol americano?

Creo que el Flag es una herramienta básica como categoría formativa del fútbol americano, especialmente aquí que es un deporte tan poco conocido. Para un chico que llega nuevo, siempre le será más fácil aprender los conceptos básicos en Flag y luego poder dar el salto al contacto. Hay que pensar que el fútbol americano es un deporte con mucha técnica y táctica detrás. Solamente la manera de jugar, con el sistema de downs, las puntuaciones y todas las reglas son cosas que no son nada fáciles de aprender. En ese sentido el Flag ayuda mucho para aprender todos estos fundamentos que constituyen el esqueleto de lo que es el futbol americano. Además creo que el Flag como deporte también da mucho de sí, permitiendo a todos aquellos que quizá no quieran jugar a contacto puedan seguir vinculados con este mundillo y sigan haciendo crecer nuestro deporte.

España siempre ha tenido gran éxito en los torneos de flag de categorías inferiores, ¿dónde crees que está la razón?

Creo que el trabajo de base que se ha hecho desde hace mucho tiempo en categorías de Flag, especialmente en Cataluña, ha sido muy bueno. Al final, en la Selección los tendremos una semana a lo sumo para trabajar con ellos, pero es en sus clubes donde los jugadores van a aprender la mayoría de cosas y es precisamente esta implicación de los clubes en el Flag la que creo que está dando los buenos resultados. Me alegra mucho ver que cada vez hay más equipos de Flag por España en comunidades en las que no era habitual hace tiempo y esto significa que el nivel seguirá subiendo.

¿Cómo calificas la organización del torneo?, ¿Crees que IFAF dará continuidad a este tipo de campeonatos?

La valoración general de la organización es muy buena. No es nada fácil organizar un evento de este tipo con tantos equipos implicados y que todo esté a gusto de todo el mundo. El hotel estaba muy bien, y una de las grandes ventajas es que el campo estaba dentro del mismo complejo. Eso facilitó mucho las cosas para poder comer y descansar bien entre partidos.

Aunque es cierto que cuatro partidos al día fue bastante duro, eso permitió que los equipos jugasen todos contra todos a pesar de tener a veces demasiado descanso entre partidos, pero como digo es difícil hacerlo al gusto de todos. Estoy convencido que desde IFAF volverán a organizar más Europeos sub-15 ya que la experiencia fue muy buena y se vivió una deportividad y un compañerismo fantásticos.

En este torneo ha habido equipos menos habituales en estos torneos como Eslovenia, Serbia o Rumanía, ¿cómo has visto su nivel?

De estos tres el que más mes sorprendió fue Serbia. Fue uno de los partidos más duros que tuvimos en todo el campeonato, a parte de Italia, y lo cierto es que nos costó muchísimo vencerles. Lo hablamos con Nacho Cordero antes del campeonato que no nos fiábamos ni un pelo de Serbia, ya que jugaban en casa y se están destinando muchos recursos al fútbol americano allí últimamente.

Eslovenia también me sorprendió gratamente, aunque cuando jugamos contra ellos reservaron algunos jugadores por lesión y no vimos su mejor versión, pero hicieron un torneo sensacional.

Sobre Rumanía comentar que vinieron con 6 jugadores que la mayoría llevaba cuatro meses jugando por lo que pueden estar muy orgullosos de su torneo. Nos comentó su entrenador que su objetivo era anotar por lo menos un Touchdown y creo que al final anotaron cinco así que hay que felicitarles. Además, los chicos fueron un ejemplo de deportividad en todo momento a pesar de las derrotas.

Quizá la decepción me la llevé un poco con Holanda y República Checa de las cuales esperaba un poco más por ser precisamente selecciones con más tradición.

¿A quién dedicas esta medalla?

Se me ocurre un montón de gente. Evidentemente dar las gracias a FEFA por confiar en mí y a mis compañeros de staff (Nacho Cordero, Jordi Coll y Kike Mora) ya que ellos han sido imprescindibles para este éxito. Quiero compartirla con toda mi familia de Búfals ya que sin ellos no conocería este deporte. Muy especialmente con Vito Rodríguez por haber sostenido el club tanto tiempo y haberme enseñado como se juega a esto del fútbol americano. También con todos los entrenadores que he tenido tanto en mi club como en la Selección ya que de todos ellos he aprendido algo y me han hecho el entrenador que soy a día a de hoy.