Auténticos Tigres UANL Vs. Pumas CU: episodio VIII

Esta noche decide el campeón de la ONEFA

614
Tigres juega en casa, tiene el mejor récord y llegan como favoritos

Este fin de semana, por octavo año consecutivo, los Auténticos Tigres de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) y los Pumas de la Universidad Nacional Autónoma de México campus Ciudad Universitaria (UNAM-CU) definirán al campeón nacional del futbol americano estudiantil en México avalado por la ONEFA, en la celebración del II Tazón “Roberto ‘Tapatío’ Méndez”, que también por segundo año consecutivo se celebrará en el Estadio “Ingeniero Gaspar Mass Martínez” de San Nicolás de los Garza, este viernes a partir de las 19:00 horas.

El año pasado, los neoleoneses se llevaron la victoria por 16-7, para inclinar la balanza de los enfrentamientos entre estos dos acérrimos rivales en su favor, 4-3.

En un hecho que seguramente pocas veces se ha visto en la historia del futbol americano estudiantil a nivel mundial, ambos equipos se reencuentran en una final con estrategas novatos al frente de sus respectivos equipos: Juan Antonio Zamora por parte de la UANL, y Otto Ulrick Becerril en el timón de la UNAM-CU.

Los regiomontanos llegan a este partido con marca de 10 triunfos por una sola derrota, la cual se produjo en la semana dos ante los Aztecas de la UDLA, de la Liga CONADEIP, en la tercera jornada del torneo regular “Mauricio Olmos Rocha”, por 35-7.

Los Pumas llegan con marca de 6-5, pero con una racha de cinco victorias consecutivas en calidad de visitantes. Su última derrota en gira fue un día antes de que los regios perdieran su único juego del año, cuando cayeron en el Estadio Tecnológico de Monterrey ante los Borregos Salvajes del ITESM, 41-20.

Ambos equipos se enfrentaron el pasado 29 de octubre, durante la penúltima jornada del torneo regular, y los Auténticos Tigres se llevaron una contundente victoria por 28-7. Ese día Francisco de Jesús Mata Charles (18), el quarterback de los Tigres, tuvo una magistral actuación al completar 23 de 33 envíos para 335 yardas, con un touchdown y una intercepción, mientras que dos pasadores de los Pumas, José Miguel Chávez Mess (19) y Daniel De Juambelz Jiménez (18), se combinaron para completar apenas 18 de 34 pases, para 135 yardas con cero touchdowns y una intercepción. De hecho, ese yardaje aéreo fue inferior al que De Juambelz logró por la vía terrestre, pues en 19 intentos ganó 140 yardas, más del 56 por ciento del yardaje terrestre de su equipo esa tarde, e incluso superior a las 108 yardas totales que por tierra lograron los neoleoneses.

El camino de ambos equipos a lo largo de los playoffs no ha tenido comparación. Los Tigres han permanecido en casa y enfrentado a dos rivales de la Conferencia Blanca, superando 62-7 a los Pumas de la UNAM-Acatlán y 68-29 a los Potros Salvajes de la UAEM, en el segundo Tazón “Cayetano Garza”; por su parte los Pumas CU cerrarán con este partido una vasta gira por el norte, que arrancaron venciendo en cuartos de final al líder de la Conferencia Blanca, los Lobos de la U. A. de Coahuila, por 35-7; para posteriormente visitar a las Águilas de la U.A. de Chihuahua, equipo que los derrotara en el “México ‘68” durante la temporada regular (21-18), y cobraron cumplida venganza de los Volátiles del Norte al llevarse por segundo año al hilo el Tazón “Jacinto Licea Mendoza”, 21-10.

A lo largo de la temporada regular, los Auténticos Tigres fueron el mejor ataque de la Conferencia Verde, anotando 324 puntos en sus nueve partidos de la campaña regular, para un promedio de 36 puntos por juego, y 424.2 yardas en cada partido, pero ojo, porque la Horda del Pedregal tuvo la mejor defensiva del circuito, al permitir apenas 167 puntos (menos de 19 de promedio por juego) y un promedio de 347.3 yardas por juego (apenas 40 yardas por debajo del permitido por los regiomontanos).

Ambos son equipos que se conocen bien y que llegan con gran hambre a este compromiso. Están reunidos todos los elementos para que los dos grandes rivales felinos nos ofrezcan una final memorable.