Osos se proclamó campeón de la LNFA Serie C tras superar a los Black Demons

Los de Rivas se impusieron por 18-0

1284

Osos-Rivas es el nuevo campeón de la LNFA Serie C. El conjunto ripeño se impuso en el derbi madrileño a Las Rozas Black Demons por 18-0 y sucede por tanto en el palmarés de este torneo a los Gijón Mariners.

El equipo local hizo gala de la buena defensa que exhibió durante toda la liga madrileña y su primera oportunidad llegó después de una intercepción de Jorge Ruiz quien retornó el balón hasta las proximidades de la endzone roceña. Tras una serie de penalizaciones Osos estrenó el marcador gracias a un field goal del propio Ruiz.

Por el contrario ninguna de las dos ofensivas dio muestras de poder mover el balón con solvencia y el segundo cuarto se iniciaba con otra intercepción, ahora por parte del safety Javier Carrasco para Black Demons.

Buenas acciones del QB Alejandro Álvarez colocaron a los roceños en la redzone de Osos pero, tras llegar a la yarda 9, los de Sebas López se jugaron un cuarto down que resultó infructuoso y el cuero volvió a posesión de los de rojo y amarillo.

Las ofensivas no levantaban cabeza y, tras un rápido intercambio de intercepciones, se llegaba al intermedio.

La segunda parte parecía que iba a seguir los mismos derroteros pero en la segunda serie de Osos el WR Sandro Moreira tomaba el balón en un pase corto y rompía un placaje tras otro de la defensa de los «Demonios» para escaparse hasta la endzone. Ruiz redondeaba la acción con el extrapoint que suponía el 10-0 en el marcador de El Carro del Telégrafo.

Una serie de penalizaciones por parte de la defensa de Rivas y las acciones de Álvarez volvían a llevar a Demons a la zona roja de Osos pero un fumble recuperado por la defensa local suponía un duro mazazo para los de Las Rozas.

Los de Fernando Guijarro movían mejor las cadenas y el QB Rubén Caja comenzaba a conectar con sus receptores sin embargo, cuando parecía que todo se encaminaba hacia el drive que pusiera la puntilla, otra intercepción, la segunda de Carrasco, cercenaba la serie de los de Rivas dando aire a los Demons.

Por desgracia para ellos los roceños se volvían a estrellar con la defensa local y con un sack Osos recuperaba el balón y con un pase a la endzone de Caja para Sergio Ortiz el partido llegaba a su fin.