Regreso al futuro

1027

Una conferencia, la ACC, que ha vivido una auténtica debacle esta semana en sus duelos fuera de la propia conferencia. Además del desastre de Clemson en Atlanta, se produjo el tropiezo de Virginia Tech en Charlotte ante el sorprendente frente defensivo de los Pirates de East Carolina. North Carolina, quien muchos creemos que puede ser el darkhorse de la Coastal en el segundo año de Butch Davis, sufriría más de lo normal para deshacerse de McNeese State, mientras que Virginia sería arrasada literalmente por la powerhorse del oeste y máxima candidata al campeonato nacional, los USC Trojans.

La impresionante actuación de los Trojans es otro de los aspectos destacados que nos deja la semana del kickoff. Por primera vez en muchos años, tras los legados de Carson Palmer, Matt Leinart o incluso John David Booty, USC se presentaba con multitud de dudas en la posición de quarterback debido a la lesión en el mes de agosto de Mark Sanchez y las dudas que éste planteaba tanto en su vida personal como en los minutos que dispuso como backup la temporada pasada, sin embargo, Sanchez demostró mucha personalidad y capacidad de game-manager acorde a los cánones del Imperio Troyano.

Lo más interesante fue que Mark Sanchez no reinventó la rueda. Consciente del personal a su alrededor, Sanchez se dedicó a explotar inteligentemente los huecos que la defensa de los Cavaliers le ofrecía y evitó, en todo momento, la jugada para la galería, habitual de los jóvenes de su edad cuando sienten el poder del Man of Troy. Su liderazgo recordó al de Matt Leinart en The Plains frente a Auburn en el 2003 y esta es la mejor noticia que Pete Carroll podría esperar para esta temporada.

Qué la defensa de los Trojans va a ser dura y agresiva ¡Eso no es noticia!

SIN NOTICIAS DE LA TRIPLE-OPTION

En el kickoff del jueves, entre los aspectos más interesantes, fue comprobar como la Triple-Option del nuevo coach de los Yellow Jackets de Georgia Tech, Paul Johnson, funcionaba frente a un débil I-AA, Jacksonville State, liderado desde la posición de QB por el problemático y una vez estrella de LSU como MVP de la final de la SEC, Ryan Perrilloux (22 de 37 para 136 yardas, 2 TDs y 2 INTs, además de 18 carreras para 67 yardas), pero ambos aspectos fueron sencillamente decepcionantes. A pesar de que GT totalizó 494 yardas totales en ataque (de las cuales 394 fueron terrestres), Paul Johnson enseñaría su esquema en únicamente siete ocasiones y simplemente hubo pequeños destellos que pueden sugerir el futuro éxito de este esquema en la universidad de Georgia Tech. (Resultado: 14-41)

ESTADO DE ALERTA EN OHIO

La brillante tarde ofensiva de Ohio State donde destacó el debut del aclamado QB true freshman y mega-recruit Terrelle Pryor (4 de 6 para 35 yardas de pase y 9 carreras para 51 yardas y 1 TD), fue completamente ensombrecida por la lesión en un pie del RB contendiente al Heisman Chris Wells (13 carreras para 111 yardas y 1 TD), quien se vio obligado a abandonar el encuentro en el tercer cuarto al resbalarse en su apoyo tras el hand-off del QB senior Todd Boeckman (14 de 19 para 187 yardas y 2 TDs). El estado de salud de Wells (no se detectó ninguna rotura ósea en las radiografías tras el encuentro) es auténtica cuestión de estado en Ohio, sobre todo teniendo en cuenta el inminente showdown en LA del 13-S. (Resultado: 0-43)

LA “BEAMER BALL” RECIBE SU PROPIA MEDICINA

Una de las favoritas en la ACC para revalidar su título de la pasada temporada, Virginia Tech, se había pasado toda la primera parte cometiendo despropósitos tras despropósitos con su QB senior Sean Glennon (14 de 23 para 139 yardas y 2 INT) tomando constantes decisiones erróneas y lanzamientos realmente pobres mientras que la estrella del programa, Tyrod Taylor, quien ha recibido comparaciones con Michael Vick, observaba tranquilamente en la banda con los auriculares la evolución de sus compañeros. La decisión de planear la vía del redshirting por ambas partes puede costarle muy caro a los Hokies sí Frank Beamer no cambia su plan y decide recuperar finalmente a Taylor como titular. La decisión no es muy inteligente teniendo en cuenta que su runningback y la unidad de receptores es completamente nueva y Glennon es un pocket-passer cuya movilidad es muy limitada (actualización de última hora; Beamer anuncia en rueda de prensa que finalmente empleará a Taylor volviendo a su exitoso sistema de quarterbacks).

Sin embargo, la famosa “Beamer Ball” entró en escena justo en el momento exacto con un fumble recuperado y retornado 30 yardas para TD por el d-back Stephan Virgil en un inocente backward-pass del QB senior Patrick Pickney (19 de 23 para 211 yardas y 1 TD) y más tarde, reiniciada la segunda parte, Jamar Bryant recepcionaba en la endzone un lanzamiento de Pickney que acercaba la igualada en el marcador, sin embargo, VT bloqueaba el extra-point y el balón caía mansamente, de nuevo, en las manos de Virgil, quien lo retornaría 98 yardas para touchdown, evitando la igualada y sumando dos puntos más sobre el marcador. Cuando parecía que la “Beamer Ball” tomaba forma con su clásica aportación de la defensa y equipos especiales, Pinkney anotaba una carrera de 3 yardas y dejaba una diferencia de tan sólo dos puntos sobre el marcador. Entonces, la sorprendente defensa de ECU paró en un contundente tres y fuera a los Hokies y T.J. Lee atacaría la línea de scrimmage sin ser detenido, bloqueando el punt y retornándolo él mismo 27 yardas para TD con 1:52 sobre el reloj. Por primera vez en 18 partidos, Virginia Tech no conseguía anotarse la victoria en un partido donde hubiese bloqueado una patada. Frank Beamer afirmaría que “duele perder con una patada bloqueada al final”. Por primera vez, Beamer comprobaría de primera mano lo que sus rivales sienten al final de los encuentros. (Resultado: 22-27)

Habrá que estar muy atentos a estos experimentados Pirates de la conferencia USA (la primera victoria desde el 2002 de un equipo de esta conferencia frente a un BCS ranqueado), cuya victoria viene a confirmar el éxito de Skip Holtz en Greenville tras dos temporadas consecutivas con record positivo y una extensión en su contrato por 6 años. La próxima semana ECU se enfrentará a West Virginia en casa con la posibilidad de upset en el aire.

SE AGOTA LA PACIENCIA CON WANNSTEDT

Por primera vez en toda su historia, Pittsburgh se vio sorprendido en casa frente a una universidad de la MAC, tras llegar ranqueado dentro del Top 25 tras cinco años (el único equipo dentro del AP Poll que procede de una temporada negativa). Tras liderar por 14 puntos, destacando una sensacional carrera de 11 yardas por su superestrella LeSean McCoy (23 carreras para 71 yardas y 1 TD), Bowling Green, tras una carrera de 11 yardas para TD del QB junior Tyler Sheehan (24 de 40 para 163 yardas, 1 TD y 1 INT) en los primeros minutos del último cuarto, forzaría un nuevo y último error de Pitt (4 tournovers) para asegurar una victoria que los Panthers jamás creyeron hasta el final del partido. Pittsburgh tuvo aún una última rocambolesca oportunidad en un fumble del WR Cedric McGee recuperado aparentemente por Kenny Lewis para un touchdown de 65 yardas de retorno, sin embargo, los cebras situaron la posesión en la yarda 35 de los propios Falcons y Bowling Green se vio forzado a alejar la posesión con un punt. Pero en la siguiente posesión, el CB de BGSU Antonio Smith forzaba el fumble del QB junior Bill Stull (29 de 51 para 264 yardas, 1 TD y 1 INT), que Angelo Magnone recuperaba hasta la yarda 11 de Pitt. Los Panthers tan sólo correrían para 46 yardas en los últimos tres cuartos mientras habían sobrepasada a BGSU en un total de 137-6 yardas durante el primer cuarto. (Resultado: 27-17)

LA VIDA EN BATON ROUGE SIGUE IGUAL…

Hay quien aseguraba que los Bayou Bengals habían perdido demasiado potencial para ser contendientes a algo más que la división oeste de la SEC tras ser coronados como campeones nacionales la temporada pasada. Además, muchos desconfiados veían la visita del campeón de la división I-AA, Appalachian State, como una oportunidad para complicar el debut del transfer de Harvard (previo paso por Nevada y como misionero en Chile), Andrew Hatch (7 de 14 para 77 yardas), como el nuevo signal-caller tras la graduación de Matt Flynn. Pero en un par de carreras de Charles Scott (16 intentos para 160 yardas y 2 TDs) nada más comenzar el partido, donde apenas sería rozado gracias al impresionante trabajo de una dominante OL liderada por Herman Johnson, disipó cualquier duda sobre la evidente diferencia entre un campeón de la I-A y otro de la I-AA. Las posibilidades de los Mountaineers fueron literalmente sepultadas en la primera parte con un parcial de 0-31. LSU tiene de nuevo las piezas. (Resultado: 13-41)

…PERO NO EN ANN ARBOR

Aunque de nuevo, los más de 108.000 espectadores en The Big House volvieron a probar el sabor de un upset en esta nueva era de la Spread-Option Offense de Rich Rodriguez en Michigan. En algo que se está convirtiendo peligrosamente en una costumbre, los Wolverines volvieron a caer derrotados en un season-opener (la primera vez desde los años ‘50-52), aunque no deja de ser un upset previsible ya que Utah es uno de los conjuntos que luchará por una bowl BCS al final de la temporada (va a ver tiros por tickets para el duelo del 22-N frente a BYU). De momento, como su QB senior Brian Johnson afirmó; “Conseguimos la oportunidad de poner nuestros nombres sobre el mapa”. (Resultado: 25-23)

Durante tres cuartos, Utah dominaría en cualquier faceta del juego a Michigan. Los Utes intimidarían a ambos lados de la línea de scrimmage construyendo una ventaja de 25-10 gracias a las 305 yardas y 1 TD de Brian Johnson y los cuatro fieldgoals anotados (incluyendo uno de 53 yardas) por el mejor PK-P dual de todo el país, Louie Sakoda. No obstante, ese colchón de 15 puntos corrió demasiado peligro con un punt bloqueado y un fumble perdido que ofreció a Michigan la oportunidad de construir una remontada.

El transfer de Georgia Tech Steven Threet (8 de 19 para 69 yardas y 1 TD), quien sustituiría como quarterback durante la segunda parte al antiguo walk-on Nick Sheridan (11 de 19 para 98 yardas, 1 TD y 1 INT) en su primera titularidad, conectó en la endzone con el WR sophomore Junior Hemingway en un lanzamiento con un touch perfecto de 33 yardas y más tarde, el true freshman y uno de los mega-recruits de Rodriguez esta temporada, Sam McGuffie, anotaría un TD de carrera de 3 yardas, sin embargo, Threet en un pobre lanzamiento sobre su back-foot, desaprovecharía la oportunidad de empatar el encuentro en el intento de conversión de dos puntos, mientras que los siguientes drives se resumieron en consecutivos tres y fuera.

AMARGO RETORNO A CASA DE SHERMAN

El runningback junior de Arkansas State Reggie Arnold (21 carreras para 145 yardas) arruinaría el debut el sábado noche del antiguo coach de los Green Bay Packers Mike Sherman como nuevo entrenador de los legendarios Aggies ante los fervientes seguidores de Kyle Field Stadium, conocido como The Home of the 12th Man. Los Red Wolves vencerían por primera vez en 15 partidos a un rival de la BigXII y acabarían con una racha de 20 victorias consecutivos de Texas A&M en home openers. Los Aggies no habían caído en el primer partido de la temporada en su casa desde que LSU asaltase College Station en 1987 con una victoria por 17-3, y esta derrota contra Arkansas State de la Sun Belt Conference posiblemente sea una de las más humillantes en la historia del programa. Los Aggies construyeron una cómoda ventaja de 14-3 en la primera parte, sin embargo, se autodestruyeron en la segunda con cuatro turnovers, un fieldgoal fallado y varios errores de bulto defensivos. (Resultado: 18-14)

EL FUTURO ES AHORA, ‘BAMA

Cuando Nick Saban hacía referencia continuamente al “proceso” se refería justamente a esto, y para ello acordó este matchup frente a Clemson en una atmósfera de auténtica bowl y en prime-time ante televisión nacional en la clásica noche del sábado. El objetivo era preparar a su joven squad para el futuro y que aprendiese a competir frente a este tipo de atmósfera ante un rival, Clemson, que aspira no menos que al título de la conferencia ACC. Las posibilidades de Alabama se reducían simplemente a competir y a aprender de ello (con 14 freshmen participes), pero nadie simplemente creyó que ese futuro se encontrase justamente ahora. (Resultado: 34-10)

Con la sensación de Internet Julio Jones (4 recepciones para 28 yardas y 1 TD) acaparando los focos en los warm-ups, fue otro true freshman, Mark Ingram (17 carreras para 96 yardas), hijo del famoso receptor de los NY Giants conocido por una espectacular jugada en la Super Bowl XXV, y el RB senior Glen Coffee (17 carreras para 90 yardas), quienes con su potente juego terrestre tras el liderazgo de la superestrella Andre Smith y una OL que controló continuamente la línea de scrimmage, marcarían el tempo del encuentro sin que la defensa de los Tigers fuese capaz de detener la pesada máquina Crimson Tide. Y cuando el back-seven de Clemson bajaba a detener la carrera, un sensacional John Parker Wilson (22 de 30 para 180 yardas y 2 TDs), en su versión business-care, buscaba en underneath routes y en el slant al TE senior Nick Walker (7 recepciones para 67 yardas y 1 TD), quien como Tommy Bowden afirmaría al final del encuentro; “Tal vez cubramos a ese número 88 para la próxima semana en algún momento”.

Sí los Tigers se veían sometidos por la potente línea ofensiva y el pesado juego terrestre de Alabama, en defensa no fue demasiado diferente. No era un true freshman, pero como novato procedente del junior college, el NG Terrence Cody ancló sus prácticamente 400 libras y anuló el potente backfield formado por James Davis (6 carreras para 13 yardas) y CJ Spiller, conocido como “Thunder & Lightning”, pero que perfectamente hubiese pasado por cualquier otro más mediocre, ya que el juego terrestre de Clemson fue sorprendentemente destruído a 0 yardas netas!! (‘Bama, en cambio, 239 yardas terrestres). Lo único reconocible de este famoso backfield fue un retorno de kickoff para touchdown de 96 yardas de CJ Spiller al comienzo de la segunda parte. El control de la línea de scrimmage por parte de Alabama fue tan sumamente dominante que cuando el ACC Preseason Player of The Year Cullen Harper (20 de 34 para 188 yardas y 1 INT) intentó buscar a sus receptores, de nuevo Cody en un bull-rush forzó su apresurado lanzamiento para que el ILB Rolando McClain desviase el lanzamiento y el CB junior Marquis Johnson lo interceptase.

Alabama, a este nivel, será contendiente a la división Oeste, no obstante, Nick Saban tiene ahora la difícil tarea de controlar las altas expectativas en T-town; “Nadie puede estar satisfecho con la actuación de un partido. Esto va a ser un reto para nuestro equipo y será interesante comprobar como responden”, mientras que los pupilos de Tommy Bowden deben olvidar inmediatamente este desastre y recordar que el objetivo de devolver el título de conferencia a Death Valley tras 17 años aún no ha comenzado. James Davis ya lo apuntó al final del encuentro; “No podemos bajar ahora nuestras cabezas”

FRESNO STATE YA ESPERA A WISCONSIN

Uno de los no-BCS favoritos a conseguir una invitación para una de las major bowls, Fresno State, lograría sacar adelante su primera prueba en Piscataway frente a la siempre aguerrida Rutgers del coach Greg Schiano. En la primera parte, su entrenador Pat Hill comenzaría a preguntarse sí su squad había olvidado el mantra “any team, any time, anyhwere” que ha definido a su programa estos últimos años. Sí no hubiese sido por un par de goal-line stands y dos fieldgoals fallados, los Bulldogs hubiese ido al descanso con una amplia diferencia sobre el marcador. Sin embargo, en la segunda parte los pupilos de Pat Hill se centrarían en la batalla; Un cañonazo por encima de la secundaria del QB Tom Brandstater (11 de 24 para 216 yardas) sobre el WR Seyi Ajirotutu lo remataría el eléctrico back Ryan Matthews con un TD de carrera de 4 yardas doblando la esquina a máxima velocidad. Rutgers se acercaría con un TD, sin embargo, Brandstater completaría un nuevo crucial tercer down (y 23 yardas) con un sensacional lanzamiento sobre Ajirotutu (3 recepciones para 116 yardas) que dejaba en bandeja un nuevo TD terrestre de Matthews (26 carreras para 163 yardas y 3 TDs), quien en los últimos minutos se haría dueño y señor del encuentro con su juego terrestre. (Resultado: 7-24)

LOS VOLS NAUFRAGAN EN LA COSTA OESTE (v. II)

Después de la dolorosa derrota de la temporada pasada frente a California en Berkeley, Phillip Fulmer deberá de preguntarse por qué tal ánimo por organizar encuentros a tantas millas de Knoxville. Algo muy distinto pensará Rick Neuheisel, quien no pudo elegir mejor momento en prime-time en el Monday Night, para comenzar con gran pie su andadura por recuperar el, una vez, orgulloso programa de UCLA.

En una primera parte marcada por continuos errores en la toma de decisiones e imprecisiones por ambos quarterbacks, los Bruins, en mitad de un mar de banalidades, conseguirían bloquear un punt que el special-teamer Craig Sheppard recuperaría 17 yardas para TD. Mientras el QB junior Kevin Craft (titular ante las bajas de Patrick Cowan para toda la temporada y Benji Olsen para un mes) acumulaba intercepciones en lanzamientos paupérrimos y el ataque de los Bruins, por consiguiente, era absolutamente inoperante, Tennessee conseguía, poco a poco, avanzar terreno, básicamente debido a que el front-seven de UCLA era incapaz de tomarse un mínimo respiro. Montario Hardesty (12 carreras para 66 yardas y 2 TDs) inmediatamente en una carrera de 11 yardas plasmaba esa superioridad, mientras que en los minutos finales de la primera parte, de nuevo Craft forzaba un lanzamiento demasiado ajustado en un seam route que el d-back Nevin McKenzie interceptaría, retornándolo 39 yardas para TD a falta de 23 segundos. La excelente pareja de safeties de los Vols, Eric Berry y Demetrice Morley, ya se habían anotado dos de las cuatro intercepciones que sufriría Craft en toda la primera parte, además, la Ley de Murphy golpearía a los Bruins, quienes perdería tres titulares clave durante ese periodo; el tailback Khalil Bell con una lesión de rodilla, el TE Logan Paulsen con una fractura en un pie y  el WR Marcus Everett con una lesión en un dedo.

Pero en la segunda parte el encuentro cambiaría radicalmente. En el último cuarto, Kevin Craft comandaría a sus tropas en un drive perfecto (6 de 6 para 76 yardas) con constantes lanzamientos rápidos y cortos, hasta la yarda 3 de Tennessee, donde en un pitch Raymond Carter anotaría un TD sobre el pylon, devolviendo sorprendentemente la ventaja a UCLA a falta de escasos siete minutos. La pareja de tackles formada por Brian Price y Brigham Harwell, ahora con más oxígeno, comenzarían a provocar auténtico caos sobre la línea de scrimmage y a reventar el pocket, abriendo camino en el puss-rushing a los hermanos Bosworth y dominando en el interior sin paliativos a una OL de los Vols que había permitido tan sólo 4 sacks la temporada pasada y que recupera este año a todos sus titulares. En el siguiente drive, UCLA volvería a forzar de nuevo un contundente sack con el end Tom Blake en un nuevo tres y fuera que parecía acercar la victoria a los angelinos, sin embargo, un facemask sobre Crompton devolvía una nueva oportunidad a Tennessee que no la desaprovecharía con un nuevo TD terrestre de 20 yardas del eléctrico Montario Hardesty a falta de escasos 2 minutos. Kevin Craft, entonces un villano, a continuación, se vestiría de Tom Brady y en un drive espectacular basado de nuevo en lanzamientos cortos y controlados, conseguía encontrar abierto en la endzone al TE Ryan Moya a falta de 27 segundos gracias a un fantástico call del nuevo y célebre OC Norm Chow. Pero el QB junior Jonathan Crompton no quiso ser menos, y en un par de rápidos lanzamientos dejaba al PK Daniel Lincoln con 47 yardas y 5 segundos, que no los desaprovecharía, llevando el partido a la OT.  

En la prórroga, ambos equipos fueron incapaces de conseguir un primer down, sí acaso Tennessee fue más productivo con 8 yardas terrestres, sin embargo, Kai Forbath anotaría su intento de 42 yardas, mientras que en la siguiente posesión, Daniel Lincoln enviaría desviado a la izquierda su intento de 34, consumando el upset. (Resultado: 24-27)

EL POWER-RANKING

Mi primer P-R “oficial” de la temporada ya está aquí y muchos os preguntaréis el por qué del fugaz salto de los Trojans al #1 (también consensuado en las polls) y de la caída de mi gran favorito, Florida, hasta el #4; La respuesta es sencilla. USC, este pasado sábado, con su victoria en Virginia por 7-52 demostró un potencial tremendo y una agresividad e intensidad que ofrecía la sensación de que estos Trojans se encontraban en Pasadena compitiendo por la Rose Bowl, pero no, simplemente era el primer partido del año en Virginia y fue evidente el tremendo miss-match. El antiguo coach de USC John Robinson no pudo ser más explícito: “Jugaron con tanta velocidad y exuberancia. Cuando el partido comenzó, fue como sí una manada de toros saltasen a la arena”. El P-R simplemente es una representación del potencial (el stock) actual de los equipos en un momento puntual de la temporada y este movimiento no significa que Florida haya mostrado debilidad, simplemente la actuación de los Gators no fue tan brillante como la de sus predecesores. Entre el resto de aspectos destacados del ranking, hay que mencionar el gran salto de Alabama al #13 (#13 AP Poll también) tras su dominante y sorprendente victoria ante Clemson.

1- USC [ AP Poll: #1 | USA Today: #1 ]
Los Trojans de Pete Carroll impresionaron con una D agresiva y física, y con un Mark Sanchez que se revindicó tras una OL joven pero expeditiva.
Próximo encuentro: Sábado contra Ohio State (bye)

2- Ohio State [ AP Poll: #3 | USA Today: #3 ]
Los Buckeyes están bajo estado de alarma debido a la lesión de Wells. Hasta entonces, disfrutaban de una interesante tarde comandada por Pryor.
Próximo encuentro: Sábado contra Ohio

3- Oklahoma [ AP Poll: #4 | USA Today: #4 ]
Sam Bradford y DeMarco Murray volvieron al negocio liderando siete drives para TD, mientras que la D limitó a los Mocs a 36 yardas de ataque.
Próximo encuentro: Sábado contra Chattanooga

4- Florida [ AP Poll: #5 | USA Today: #5 ]
Florida apretó el acelerador cuando quiso y en 26 minutos y medio anotaría ocho TDs. The U es el siguiente en una sequía de 23 años sin ganarles.
Próximo encuentro: Sábado contra Miami

5- Georgia [ AP Poll: #2 | USA Today: #2 ]
Sí la lesión del LT Sturdivant supuso un grave problema, el estado de salud del DT Jeff Owens puede trastocar sus planes. Debutó UGA VII.
Próximo encuentro: Sábado contra Central Michigan

6- Missouri [ AP Poll: #6 | USA Today: #7 ]
Maclin en la banda con muletas tuvo a los fans de Mizzou con el corazón en un puño, sin embargo, su diagnóstico es leve y volverá el sabado.
Próximo encuentro: Sábado contra Southeast Missouri State

7- LSU [ AP Poll: #7 | USA Today: #6 ]
En un cuarto de hora, respondieron a cualquier duda con un ataque repleto de playmakers, una OL sólida y una D física como acostumbran.
Próximo encuentro: Sábado contra Troy

8- West Virginia [ AP Poll: #8 | USA Today: #8 ]
¿Se está convirtiendo WVU en una Pass-Happy-O? El nuevo HC Bill Stewart lo apuntó en la offseason y Villanova fue un buen banco de pruebas.
Próximo encuentro: Sábado en East Carolina

9- Texas [ AP Poll: #10 | USA Today: #9 ]
Pocas veces el QB Colt McCoy se vio tan bien como este sábado con 24 de 29 para 222 yardas y 3 TDs, además de 12 carreras y 103 yardas.
Próximo encuentro: Sábado en UTEP

10- Wisconsin [ AP Poll: #11 | USA Today: #11 ]
El RB PJ Hill quiere eliminar su etiqueta de “propenso a lesiones” y 210 yardas terrestres son su carta de presentación para el Heisman.
Próximo encuentro: Sábado en Fresno State (bye)

11- Texas Tech [ AP Poll: #12 | USA Today: #13 ]
Graham Harrel y el ataque conseguirían 639 yardas totales, no obstante, EWU anotaría 17 puntos en el segundo cuarto y subirían 314 yardas por aire.
Próximo encuentro: Sábado en Nevada

12- Auburn [ AP Poll: #9 | USA Today: #10 ]
El debut de la Spread-O de Tony Franklin no fue el esperado y sus QBs se mostrarían mediocres; UA utilizaría su estilo clásico para vencer a ULM.
Próximo encuentro: Sábado contra Southern Miss

13- Alabama [ AP Poll: #13 | USA Today: #17 ]
El nuevo ataque controlado de McElwain fue una maquina imparable para Clemson, mientras que una feroz D ridiculizaría su potente juego terrestre.
Próximo encuentro: Sábado contra Tulane

14- Oregon [ AP Poll: #18 | USA Today: #16 ]
Los Ducks solo permitieron 242 yardas a Jake Locker, mientras que el back Jeremiah Johnson se bautizaría con 124 yardas y 2 TDs terrestres.
Próximo encuentro: Sábado contra Utah State

15- Penn State [ AP Poll: #19 | USA Today: #19 ]
El nuevo QB del programa Daryll Clark pasaría con éxito su primer test en Happy Valley, pero la visita de los Beavers será otra interesante prueba.
Próximo encuentro: Sábado contra Oregon State

Completan el Power-Ranking: 16- South Florida, 17- Fresno State, 18- Arizona State, 19- Kansas, 20- Brigham Young, 21- Wake Forest, 22- UCLA, 23- South Carolina, 24- Tennessee y 25- Utah

Mención especial: East Carolina, California, Clemson, Colorado e Illinois

EL “HEISMANÓMETRO”

1 – Chris Wells (RB Ohio State): A pesar de lesionarse un pie en una acción sin contacto que le obligó a abandonar el encuentro durante el transcurso del tercer cuarto y tras destacartarse inmediatamente una rotura ósea, todas las informaciones apuntan a que Bennie estará recuperado para el showdown frente a USC en Los Angeles. Hasta el momento de la lesión, Wells estaba protagonizando una nueva tarde dominante por tierra con un total de 111 yardas de carrera en únicamente 13 intentos, destacando un downhill run para touchdown de 43 yardas.

2- Pat White (QB West Virginia): Posiblemente, el duelo de este sábado frente a un división I-AA como Villanova sea uno de los encuentros más espectaculares que jamás hayamos visto de White en el juego aéreo. Esta arma terrestre de la Spread-Option Offense lanzaría con un fenomenal touch, mostraría calma en el pocket e incluso buscaría varios pases downfield, algo bastante diferente a lo que acostumbraba con el anterior régimen. White acumularía 208 yardas aéreas con 25 lanzamientos completados sobre 33 para 5 TDs y 1 INT (records de su carrera en tres categorías), además de 9 carreras para 63 yardas.

3- Chase Daniel (QB Missouri): El líder y auténtico sabio de la Spread-O puso a funcionar a máxima potencia la máquina Tiger en el duelo de este sábado noche frente a Illinois, demostrando un estado de forma y un ‘n sync sorprendente para ser el primer encuentro de toda la temporada. Como siempre, Daniel distribuyó el balón con velocidad, evitando una dinámica de errores y moviendo las cadenas con sus pies cuando fue necesario. Daniel, como uno de los finalistas de la edición de la pasada temporada, será uno de los habituales en esta sección, aunque es probable que el wide-out Jeremy Maclin comience a arrebatar mucho del cariño sobre Daniel como gran candidato el Heisman. Esta semana lanzaría 26 de 35 para 323 yardas con 3 TDs y 1 INT, además de 9 carreras para 46 yardas.

Bajo lupa: Tim Tebow (QB Florida), Mark Sanchez (QB USC), Knowshon Moreno (RB Georgia) y PJ Hill (RB Wisconsin)

 

Artículo anteriorPrevisiones Intrépidas
Artículo siguienteHistorias de Cenicienta
Israel Llata
Israel Llata es natural de Maliaño, una localidad de Santander (Cantabria). Ingeniero informático de profesión y aficionado al fútbol americano desde mediados de los años 90, asombrado por la habilidad atlética del quarterback Steve Young y aquellos exitosos 49ers. En los últimos tiempos centraría su mirada sobre un desconocido pero excitante college football, destapando su corazón como entusiasta aficionado de Alabama, una institución a la que rinde culto. Analiza en su columna semanal la jornada universitaria desde 2007. @israel_lata

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.