Estados Unidos logra el tricampeonato mundial femenino

México logró la medalla de bronce y Finlandia el quinto puesto

1410

La selección de Estados Unidos consiguió por tercera edición consecutiva el campeonato del mundo de fútbol americano femenino tras derrotar en la gran final a Canadá por 41-16. El combinado de México consiguió la medalla de bronce tras imponerse a Gran Bretaña por 19-8 y Finlandia acabó en quinto puesto ganando a Australia por 35-0.

Las estadounidenses dominaron durante todo el partido pero en los instantes finales de la primera parte las canadienses lograron aprovechar errores de su rival para meterle algo d presión y acortar distancias. Aimee Kowalski conectó con su hermana en un largo envío de touchdown y después las de la hoja de arce recuperaron un fumble aunque no pudieron materializarlo en puntos ya apuradas por el reloj. Ambos equipos se retiraron a los vestuarios con un 21-9 para EE.UU. que mantenía las espadas en todo lo alto.

En la reanudación un touchdown en carrera personal de la QB Lisa Horton amplió distancias para las de Jim Farrell pero las canadienses volvieron a forzar un turnover y Rebekah Heninger respondía recuperando y retornando un fumble hasta la zona de anotación.

Pero el último cuarto fue todo de Estados Unidos y dos anotaciones más sellaba la suerte del partido y se aseguraban un nuevo oro en el campeonato mundial.

MÉXICO HACE HISTORIA

En su debut en una gran competición internacional, México consiguió la medalla de bronces tras superar a Gran Bretaña por 19-8.

El partido estuvo muy reñido. Las de Jovanni Carrillo llegaron al intermedio con ventaja de 13-8 tras las anotaciones de María Fernanda Pacheco, uno de carrera y otro de recepción, mientras que por las británicas recortó diferencias Ruth Matta a un minuto del descanso.

La emoción se mantuvo hasta casi el final del tercer cuarto cuanto una atrapada de 5 yardas de Cinthia Olivares abrió la diferencias que ya no fueron capaces de enjugar las subcampeonas de Europa.

FINLANDIA QUINTA

Finlandia, campeonas de Europa, tuvieron que conformarse con la quinta plaza tras superar con cierta facilidad a un conjunto Australiano que quizás fue de más a menos en este torneo. Laura Pulkkinen, con tres touchdowns en su haber, fue la mejor jugadora del partido.