El culebrón Adrian Peterson llegó a su fin

815
Peterson y los Vikings llegaron a un acuerdo (AP)
Peterson y los Vikings llegaron a un acuerdo (AP)
Peterson y los Vikings llegaron a un acuerdo (AP)

El culebrón de Adrian Peterson parece haber llegado a su fin y todos parecen estar contentos. Por una parte, los Minnesota Vikings van a contar con un RB con muchas ganas de demostrar que es el mejor de cuantos hay en la liga tras un año suspendido, por la otra, el jugador por fin tiene lo que deseaba, un nuevo contrato, y más importante, mucho dinero garantizado.

Cuando Roger Goodell permitió que Adrian Peterson se reincorporara a la liga tras su suspensión la palabra que mas sonaba en el entorno del jugador era “trade”. El jugador, decepcionado por el papel que habían jugado los Vikings en su suspensión, se sentía poco querido, incluso ninguneado, de allí que desde su entorno se dijera que buscaba salir del equipo, bien siendo cortado, bien siendo objeto de un intercambio, especialmente antes del draft universitario.

El jugador se encontró desde el primer momento con la negativa de su equipo, especialmente del Head Coach Mike Zimmer, que tiene un prometedor QB y cuerpo de WR en desarrollo. Un RB como Adrian Peterson, bajo la batuta de Norv Turner, es la pieza que necesitaba el ataque. Cuando empezaron los primeros OTAS, y A.P. podía volver a entrenar con el equipo, empezaron las primeras negativas a incorporarse, el jugador quería un trade. Fue entonces cuando Zimmer se puso tajante, le dijo al jugador o que jugaba para ellos, o no jugaba para nadie. Captado el mensaje del Head Coach, el RB entonces empezó a clamar lo qué esperaba del equipo, ese que se había portado mal con él a su juicio, que honrara su contrato. ¿Y a qué venía esas declaraciones?

La respuesta es muy sencilla, Adrian Peterson, al que le quedaban aún 3 años de contrato y 45 millones pendientes de cobrar, sabía que mas allá del ejercicio 2015 sus salarios no eran garantizados, ni tan siquiera el del año 2015, 12.750.000, era garantizado, pero la negativa a cortarlo lo hacia garantizado de hecho.

A una semana de empezar los Training Camps saltaba la noticia, Adrian Peterson acababa de renegociar su contrato y empezaría la temporada 2015 garantizándose que cobrará mucho mas que esos 12.750.000 ya estipulados. El nuevo contrato le garantiza cobrar 13.000.000 en 2015, primero por medio de un bonus de 2.000.000 pagaderos el día 28 de julio, a la vuelta de la esquina, y los restantes 11 millones como salario base del 2015, que es también garantizado.

EL CONTRATO

A partir del 2016 es cuando el contrato sufre una importante transformación, o mas que una transformación, obliga a los Minnesota Vikings a pronunciarse recién abierta la agencia libre si desean continuar con el jugador. Si es así el jugador percibirá por una parte un Roster Bonus de 5 millones, y de los 7.750.000 de su salario base del año 2016, un total de 7 se hacen también garantizados salvo lesión. Es decir, que el jugador tiene garantizados salvo lesión un total de 25 millones.

En todo caso lo mas importante del contrato es que obliga al equipo a pronunciarse al poco de comenzar la agencia libre, donde el RB libre de cualquier compromiso podría demandar mucho dinero, suponiendo que esté en buen estado. Con el antiguo contrato los Vikings podían hacer lo mismo que han hecho este año, evitar que el jugador accediera a la agencia libre. Eso no va a ocurrir en el próximo mes de marzo cuando empiece el nuevo año de la liga, los Vikings tendrán 3 días para tomar una decisión que para el jugador supondrá cobrar de forma inmediata 5 millones, y en ese mismo día, si no hay lesión de por medio, 7 millones de salario base del año 2016 también se harán garantizados, lo que totalizaría los 25 millones antes señalados.

Si los Vikings no ejercen la opción antes del tercer día, el jugador quedaría como agente libre con el mercado recién abierto, lo que le permitiría pedir mucho dinero, los grandes montantes se mueven en la primera semana. Lo único bueno que tiene para el equipo es que si no pronuncian no tendrá ningún coste salarial para el equipo.

¿Y quien gana con este nuevo contrato? Es mas que evidente que el ganador es Adrian Peterson. Aunque el montante total es inferior al contrato que ya tenía firmado, se le garantiza el mismo salario que iba a percibir en 2015, pero a diferencia de lo que ocurrió este año, el equipo ya no podrá recurrir a las amenazas y obligar al jugador a honrar el contrato, sino que les demandará pronunciarse y ser ellos los que deberán honrar el contrato a partir del año 2016.

Los Vikings necesitan mucho mas al RB que lo que este necesita al equipo. Con la apertura de un nuevo estadio el equipo necesita que su súper estrella sea parte del equipo, por no hablar del papel que puede jugar en el desarrollo del QB Teddy Bridgewater.

Con este nuevo contrato Adrian Peterson se pone un peldaño por encima del resto de RB, especialmente de aquellos que habían negociado sus contratos este año como Marshawn Lynch, DeSean Jackson y DeMarco Murray. El RB puede sentirse como quiera con al reacción del equipo, pero cuando te dan un contrato como el que le acaban de dar, uno puede aguantar muchas cosas, al final las penas del corazón se pueden resolver con las alegrías del bolsillo, o como solemos decir por estos lares dame pan y llámame tonto”.

ANTIGUO CONTRATO

Año Salario Base Signing Bonus Workout Bonus Salario Efectivo Salario Salary Cap
2015 12.750.000 2.400.000 250.000 13.000.000 15.400.000
2016 14.750.000   250.000 15.000.000 15.000.000
2017 16.750.000 0 250.000 17.000.000 17.000.000
  44.250.000 2.400.000 750.000 45.000.000 47.400.000

NUEVO CONTRATO

Año Salario Base Signing Bonus Roster Bonus Workout Bonus Salario Efectivo Salario Salary Cap
2015 11.000.000 2.400.000 2.000.000 0 13.000.000 15.400.000
2016 7.750.000   5.000.000 250.000 13.000.000 13.000.000
2017 11.750.000 0 6.000.000 250.000 18.000.000 18.000.000
  30.500.000 2.400.000 13.000.000 500.000 44.000.000 46.400.000